Categorías
Comunicación

¿Cómo puedes saber si un enlace acortado vale o no?

Los enlaces acortados se han popularizado mucho en los últimos tiempos. Uno de los motivos es que ocupan menos espacio en pantalla, lo que supone una ventaja para los usuarios móviles. Además, consumen menos caracteres, también beneficioso a la hora de publicar cualquier contenido en redes sociales que incluya una llamada a la acción, aunque conviene evitar caer en enlaces fraudulentos. ¿Cómo puedes saber si un enlace acortado vale o no? En COPLACO te traemos unos consejos. 

¡Que no cunda el pánico!

Casi todos los enlaces acortados son legítimos y sus creadores los emplean por cuestiones de estética y comodidad, así que, en principio, no hay de qué preocuparse. Sin embargo, cuando haces clic en una URL acortada, debes saber que no accedes directamente a la web de destino, sino que la ruta real se desvía hacia un intermediario, así que es conveniente ser cuidadoso con los lugares a los que uno accede. 

Una estrategia para facilitar el reconocimiento

Los especialistas del marketing utilizan los acortadores de enlaces, como bit.ly o TinyURL, cuyos dominios son reconocibles por una parte considerable de los usuarios de internet. Pero, en ocasiones, estos servicios no se limitan a proporcionar un enlace corto que redirige a la web final, sino que tienden a recopilar datos sobre los clics, aunque se trata de una táctica inofensiva en la mayoría de casos. No obstante, los ciberdelincuentes pueden aplicarla con fines fraudulentos. 

¿A qué llevan los enlaces?

Los cibercriminales se aprovechan del hecho de que todos los enlaces acortados se parecen y el usuario nunca sabe con certeza adónde le va a redirigir. Es por eso por lo que es frecuente que los utilicen para prácticas de phishing en correos electrónicos y aplicaciones de mensajería instantánea. 

En el caso de que los ciberdelincuentes tengan datos sobre los usuarios a los que se dirigen, estos enlaces podrían llevarte a una web con información precargada sobre ti, como la de tu banco, con todo lo que ello puede conllevar. 

¿Cómo puedes prevenir los ataques?

Lo sentimos, pero es imposible comprobar la fiabilidad de un enlace acortado sin antes hacer clic en ellos. Lo único que puedes hacer es aplicar el sentido común y acceder solamente a las URL facilitadas por fuentes fiables. Además, te recomendamos usar un antivirus de calidad que te advierta cuando estés navegando en sitios inseguros y bloquee rastreadores. 

¿Cómo puedes saber si un enlace acortado vale o no? Desde COPLACO te avisamos de que no debes preocuparte, siempre y cuando navegues con cabeza y estés atento a los lugares a los que accedas, evitando dar datos sensibles en lugares inadecuados. 

¡Por unos viajes virtuales seguros!

En Coplaco | Las apariencias virtuales también lo son todo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *